lunes, mayo 22, 2006

Este jueves... poesía: Raúl Vacas


Por fin, con un poco de retraso, pero aquí está... El jueves pasado pudimos asistir al último encuentro de "Este jueves...poesía" de este curso, como siempre, a las 20h en el Aula Magna de la Facultad de Filosofía y Letras de Zaragoza. Esta vez no iba con grandes expectativas por los encuentros pasados que no acababan de cuajar. Para mi grata (pero que muy grata) sorpresa, en esta ocasión me encontré con Raúl Vacas, un poeta salmantino que me encantó.

La sesión comenzó con la presentación de la apuesta poética de Anaya, con la colección "Otros espacios", a cargo de Samuel Alonso. Dos novedades se unían a las dos que ya se habían publicado: Consumir preferentemente de Raúl Vacas y El tamaño de los sueños de Karmelo Iribarren, nuestro gran amigo Karmelo que tuvimos oportunidad de ver hace sólo unos meses, ay Karmelo... :-)

Y llegó el turno de Raúl Vacas, un joven escritor salmantino. El motivo de su visita a Zaragoza era presentar Consumir preferentemente en este foro. Pero habló de mucho más... Habló de poesía, de silencio, de los huecos, de experiencias vividas, de influencias, de amor adolescente, de mercado, ... Y todo lo que decía cobraba un gran sentido, Raúl nos resultaba cercano, no había una barrera insalvable entre el poeta y sus lectores (me acuerdo aquí también en este sentido de Elena Medell y Vanessa Alejandra). A diferencia de otras ocasiones, la sesión pasó rápidamente, sus textos llegaron, claros y directos, era fácil identificarse con ellos a la vez que jugaban con los oyentes. O, al menos, esa es la impresión y el efecto que causaron en mí.

Habló de Consumir preferentemente, un libro muy juguetón: en la contraportada de la obra Raúl nos indica:

El amor, un producto de primera necesidad.

La vida, la mejor de las rebajas.

La muerte, un artículo de lujo.

Explicó que era una recopilación de textos, muchos de los cuales escribió hace muchos años, y es que no hay que olvidar que esta propuesta de Anaya va dirigida fundamentalmente a fomentar la lectura de poesía de jóvenes y adolescentes, que les pique el gusanillo de este arte tan olvidado y marginado (a ver si hay suerte, ojalá!).

El libro es un constante juego con la idea de la compra y los productos de los supermercados. Vamos, que si leemos los apartados en los que se divide, nos daremos cuenta enseguida: "Perecederos", "No retornable", "Edulcorantes, conservantes y estabilizadores autorizados", "Caja rápida (menos de 10 artículos)", "Degustación gratuita" y "Últimos días (liquidación de existencias". Todos ellos, como se ha indicado, dedicados al amor, la vida y la muerte, tan reales como la vida misma. Originalidad, calidad y sencillez unidos. Como muestra un par de textos:

Forgotten

Porque el olvido estuvo siempre detrás de una ventana o unos labios

porque la muerte nos aguarda indiferente para pulsar

la tecla off del corazón

porque la lluvia nos reúne en la tristeza

porque tus besos de yogur me hicieron daño

porque si alguna vez, o dos, miras el mar, verás que sólo hay nieve

porque te quiero absurdo como soy.

2 (Caja rápida)

Suena el móvil.

Dicen que la distancia

es el olvido.

Versión de un empleado de Telefónica: Suena el móvil./Dicen que la distancia/no es amena.

Para leer más, os recomiendo totalmente el libro, no os arrepentiréis. Yo me llevé mi ejemplar firmado por Raúl Vacas y su original "Un beso inédito" jeje. No puedo rematar este post sin deciros que podéis leer más sobre él y su obra en su interesante blog. Y, lo más importante, invitaros (o mejor, obligaros) a leer el texto que más me impactó de toda la sesión: "La moda", nada más real, triste y cotidiano. No os desvelo más, descubridlo vosotros mismos!

Que se repitan más como este encuentro, porque verdaderamente disfruté. Muy grande este Raúl!

14 comentarios:

Daniel dijo...

Al fin ha llegado ese post. :-) Coincido totalmente contigo. Yo también recibí sus palabras como algo muy cercano. Tuve una impresión muy vívida de que la poesía le salía del corazón, más que de la cabeza; estaba muy presente, muy en conexión con la gente. Al menos a mí me llegó muy adentro algo de sus versos, de sus gestos. Desde luego vive lo que crea. Y qué bien crea; ya me gustaría que me salieran versos con esa pasión y frescura, directos del corazón al corazón, como flechas.

Besos!

Ireth dijo...

Pues sí Dani, hay que destacar su cercanía (y su frescura). Muchas veces los excesos de retórica no sirven de nada.

He echado una firmilla en el post que ha puesto en su blog acerca de la presentación de su nuevo libro en Zaragoza.

Creo que este libro, a pesar de ser de poesía, irá muy bien. Le deseo toda la suerte por su simpatía (y por su obra, claro). Y a ti Dani, ese "contagio" de versos que pides jeje.

Un saludo a todos (incluido a los que me leen y no escriben!!!! animaos!)

Charrabís dijo...

Gracias por el saludo, Ireth. Me doy por aludido aunque no sea por mí.

Mañana espero que te guste el show que vamos a montar. Un besico!

Antonio Manuel dijo...

Felicidades a quien corresponda!... Por fin me gustó un autor de "Este jueves...poesía"!!!!!

Con una poesía cercana, jovial... y tragable!!! (ya podrían tomar nota otros!) conquistó al auditorio, lo divirtió, lo emocionó..., nos hizo parte de su obra!!...

Yo particularmente ya he adoptado algunas de sus composiciones, e incluso compartí una de ellas en el "show" citado en el comentario anterior (Charrabís, maño, no sé qué concepto tienes tú del término show!)...

Abogo para que el curso que viene se apueste sobre seguro y que traigan a Raúl Vacas a todos los encuentros mensuales... jajajaja!!... que ya se sabe: los experimentos en casa...

MUAKS sólo para ti!!

Ireth dijo...

Holaaaa!

Charrabís, no iba por ti (al menos conscientemente), pero muy bien por darte por aludido.

Totalmente de acuerdo contigo Antonio, el mejor encuentro con diferencia el de Vacas, pero con mucha diferencia! Y viva esa gran actuación o recitación que nos ofreciste en la orgía literaria, me encantó. Buena combinación y genial criterio de selección: Calvo, Vacas y Neruda.

Pues sí, que traigan a Vacas aunque sea una vez cada año jeje.

KISSES exclusivos para ti!

Fer dijo...

Oye, ahora me estáis dando envidia! Pues que lo traigan el año que viene, así puedo escucharlo...
Por cierto, a ver si escribes un post sobre el ""show"" que montaron Antonio y Santi, que con tanta intriga promete.Jaja.

Un besazo Ireth!

Ireth dijo...

Jajajaja, hola Fer! Ese post de la orgía literaria mejor debería escribirlo Santi :-). Te hubiera gustado Vacas, puedes leer algo suyo en su blog para abrir boca.

Besotes.

Antonio Manuel dijo...

Ay, chica... que no puedo resistirme, lo siento!!!...



Elegía concentrada


Para qué negarlo, me gustan las mujeres. Todas. De aire, de tierra y de mar. Todas. Me gustan con dieciocho, con treinta y tres y con sesenta y pico.
Me gustan con vaqueros, con faldas y a lo loco, con peinado llongueras, con horquillas azules, con pijama de raso. Altas, tristes, silenciosas me gustan.
Me gustan en la cafetería de la facultad, mirando de reojo. En los supermercados céntricos, en las paradas de autobús, en los bares de alterne, en las mercerías, en su salsa.
Me gustan naturales como los danones, únicas como la vida y la muerte, irrepetibles. Con cara de frío, con sueño atrasado, con pan y cebolla, con uñas y dientes.
Me gustan las que callan, las que salen de noche perfumadas; las que roban piropos en los pasos de cebra, las que anuncian compresas de colores.
Me gustan las oficinistas rubias, las esposas de los policías, las bibliotecarias sin moño, las cantantes de jazz. Me gustan las azafatas miopes, las estudiantes de piano, las maestras descalzas. Todas.
No hay noche en que no sueñe con sus médulas; en que no cifre sus misterios una a una; en que me duerma, de una vez, sin ofrecerles un papel en uno de mis sueños. Porque con ellas me desnudo (es una metáfora), me hago el tonto, bailo, sufro, canto, sueño, corto y cambio. Con ellas me sonrojo, me hago el chulo, saco bola, enchufo el móvil. Con ellas se me cae toda la baba en el jersey como a un bobito.
Ay, las mujeres. Me gustan cuando lloran, cuando aprueban, cuando pagan con Visa en las boutiques de moda, cuando se tiran de los pelos en los cines, cuando se ponen mascarillas de pepino, cuando se rizan las pestañas y se pintan los besos.
Me gustan las que apenas me conocen, las que leen entre líneas en el metro, las que juegan al tenis los domingos y bajan, cada noche, la basura. Las que salen del baño con la piel perfumada y la toalla en el pelo, las mujeres platónicas, las mujeres maniáticas, las que pierden al mus, las que creen en los ovnis, las que entienden de fútbol, las que beben cerveza, las que lloran sin rímel, las sonámbulas. Todas. Te, o, de, a, ese.

Ireth dijo...

Halaaaa, que Antonio Manuel no ha podido resistir la tentación de escribir el texto de Vacas que tanto le gusta y con el que nos deleitó en la famosa "Orgía": si es que... mira que le gustan las mujeres! No pidas disculpas, hombre, que para eso está el blog!

Tomaremos el texto como un homenaje a la belleza femenina de cualquier edad ;-), ya que gustan hasta las que se ponen mascarilla de pepino jajajaja!

Daniel dijo...

Genial el texto de las mujeres. Tiene una cadencia preciosa. Me habría gustado estar en la orgía. ;-)

Daniel dijo...

Genial el texto de las mujeres. Tiene una cadencia preciosa. Me habría gustado estar en la orgía. ;-)

Ireth dijo...

Pues sí, Daniel, se ven tus ansias de haber acudido, que de tanta efusividad hasta se te duplican los comentarios... ;-)

Antonio Manuel dijo...

jajajaja!!! Daniel, vicioso!, que quieres estar en todas!... Acaso no tuviste bastante con mis niñas las "eclipsadas?" ;-)

Anónimo dijo...

I find some information here.